lunes, 12 de junio de 2017

Hogar es contigo.

Caer despacio en un espacio infinito sin estrellas y ver solo tu luz al final del camino.
Respirar tu aire, crear nuestra atmósfera. 
No parar de reír porque estemos hasta arriba de felicidad. 
No parar de hacer guerras con amor en la cama y que dé igual el resto porque mi todo es contigo.
Vértigo es saltar sin ti; libertad es hacerlo a tu lado.
Contigo me quiero como jamás supe quererme. Te quiero una y otra y otra vez.
Que nos pille la tormenta en cualquier parte, que nada nos pare, que tú no te vayas; que no quieras que me largue.
Si te abrazo a ti abrazo a la vida, si me besas me das lo que necesito.

Vamos despacio sin que importe el destino; porque estando juntos hogar puede ser cualquier sitio.



En tiempos difíciles; tú.

martes, 21 de marzo de 2017

Y de repente llega.

La mayoría del tiempo estoy intentando abandonar la mente y entrar en la conciencia. Ser libre. Aprender, vivirme desde dentro, encontrar mi centro, mi sitio, mi yo. Ser. La mayoría del tiempo me pregunto quién soy y no sé responderme.
Y de repente llega él y me enseña que es la vida; sin palabras. Me sonríe y todo gira de nuevo y yo con ello. Me abraza y lo malo es menos malo y cuando me besa, calla los dolores.
Me da paz entre tanta guerra y me hace recordar lo que me hace ser. 
Me hace sentir.

Teniéndole cerca, tengo el cielo a los pies y la vida agarrada de la mano.  

martes, 14 de marzo de 2017

Contigo en mí.

A veces me cuesta creer que esté viva.
Me duele la vida y el alma; tener que imaginarme tu risa en la cama no ayuda.
La calma se fue contigo tras cerrar la puerta e irte sin mí.
Tengo el ánimo por los suelos, llévame lejos de aquí.
Quiero mi hueco en el cielo, quiero llorar de reír.
La pena me invade, el sol sale pero no alumbra...El corazón late obligándome a seguir.
Quiero poder mirarte; que estés aquí.
La herida no sana y el frío me quema, no hay abrigos que valgan sin tu calor.
Siempre estoy ahí aunque no me veas, siempre estás aquí aunque no te vea, amor.
Brillas con luz propia y no hay fantasma que se atreva a dañarme cuando me abrazas. Me haces fuerte.
Los días son eternos y la mente vuela lejos; a diez mil por hora, me lleva donde mis miedos, me rompe y me siento sola... cuando no estás.
Eres magia y cura. Me enseñas el camino por donde ir.
Y no quiero soltarte ni que me sueltes, formar equipo siempre...Ser contigo y que no quieras ser sin mí.
El amor sana y hace herida al mismo tiempo. Tiempo que aprieta y ahoga; no quiero que te vayas más.



Te estuve esperando siempre, quédate conmigo en mí.

viernes, 1 de julio de 2016

A veces también me siento fénix.

A veces creo que todo lo que me rodea no es de verdad.
A veces creo que la mayoría de cosas que tengo en realidad no las necesito. Muchas veces soy inerte.
A veces siento ganas de saltar por la ventana con la sensación de que podría alzar el vuelo a mitad de la caída y otras sin embargo creo que explotaría antes de llegar al suelo.
A veces creo estar cayendo hacia arriba y otras que cuanto más arriba estoy más bajo caeré.
A veces tengo tantos a veces en la cabeza que entro en un bucle lleno de vómito de lo que nunca dije, de lo que nunca diré, de por que esto y no lo otro, de por que aquí y no allí, de porqués en cuanto a tantas cosas que al final; sin darme cuenta, cambia de sentido el giro de ese bucle de mierda y me vuelvo a tragar todo. Y es tan asqueroso como suena.
No todo lo que sabe mal tiene sabor, ni todo lo que duele es porque haya tenido contacto físico con nosotros.

Tengo el alma ardiendo y el corazón en cenizas. 
Pero... ¿sabéis que? muchas veces también me siento fénix.

sábado, 3 de octubre de 2015

Poco.

Miro a los ojos al futuro como diciéndole "espero que me espere algo más que ahora". Sonrío triste, con un motivo, pero a veces fallan las ganas. Lo tengo todo, no me falta nada; aparentemente... Demasiados mundos internos.
Como pedir que me entiendan sin entenderme ni siquiera yo. Sólo sus ojos me salvan aún viéndome reflejada saltando al vacío. 
Busco motivos y no ánimos, equilibrio y no cuerdas. Malas costumbres, mentes insanas, vidas perras, pocas ganas.
Seguir a rastras en carne viva y el alma en retales, mientras el tiempo pasa y buscas la lluvia que limpie toda la mierda y haga que las heridas empiecen a sanar de dentro hacia fuera.
Muchas vueltas en poco tiempo; vomito el pasado, me duele dentro. No sólo tengo falta de apetito, tengo falta de ganas de comerme los días.

sábado, 29 de agosto de 2015

.

Él le decía que sí, con un montón de palabras vacías. Ella asentía creyendo creerle con ojos tristes. Ambos se mentían a si mismos, no eran; nunca fueron. Nada.
Andaban por el mismo camino, pero solos. Se miraban... pero no se veían. Uno no estaba, al otro le gustaría no estar.
Al igual que a veces no hace falta ver a alguien para saber que está ahí, hay veces que aún viéndole al lado, se nota lejos.
No todas las distancias se miden en kilómetros.

domingo, 24 de mayo de 2015

White Wish.

Hay delitos que no están escritos; como tener que alejarme de sus ojos siendo el único reflejo que no me mata, como tener que dejar de coger sus manos siendo que es cuando más libre me siento...
Y qué decir cuando estoy tumbada en su pecho... qué bonito mundo se crea desde ahí. Bucle de paz infinita.
El recorrido por su espalda con mis dedos; el tacto más mágico que sentí nunca.
Debería de saber, que para mí, el cielo no amanece hasta que él no abre los ojos y mi canción favorita no suena hasta que no escucho su voz.
Que aunque no se de cuenta, me lee incluso antes de que escriba; es mi "entre líneas".
Nunca es despedida, nunca es una estación de ida. Aunque coja el tren, nunca se va.
No hay pausas, ni prisas, ni miedos, ni dudas. No hay frío que queme, ni silencios incómodos.
Ni siquiera hay un tope para quererle, es mi " amor a primera vista" durante todos los días.
Es un montón de primeras veces constantes.


Es él, sin más. 
Soy yo, contigo.